Asi-es-como-los-casinos-te-manipulan-para-que-apuestes-sin-parar

Así es como los casinos te manipulan para que apuestes sin parar

Asi-es-como-los-casinos-te-manipulan-para-que-apuestes-sin-parar.jpgERPRODUCTIONS LTD/BLEND IMAGES/THINKSTOCK

Entras al casino dispuesto a apostar cierta cantidad de dinero y, en caso de perderlo, no seguir jugando. Parece simple, pero estos establecimientos saben cómo hacer para que pierdas más dinero del que quieres. Diversos casinos alrededor del mundo desarrollaron una serie de trucos para mantener a las personas dentro de los establecimientos, sin que se den cuenta que están siendo estimulados a jugar sin parar. Hoy te contamos cómo lo hacen.

Casinos: Diseño y decoración que atrapan

Asi-es-como-los-casinos-te-manipulan-para-que-apuestes-sin-parar-1.jpgERPRODUCTIONS LTD/BLEND IMAGES/THINKSTOCK

Llenos de luces y sonidos intermitentes, los casinos son atractivos por afuera y aún más una vez que estás adentro, pero no es casualidad: están hechos para ello. Los casinos están diseñados de forma tal en que salir fácilmente de ellos no sea muy posible, ya que con paredes, muebles e incluso las mismas máquinas de juegos, arman una especie de laberinto en el que te pierdes.

Mientras caminas por el casino buscando la salida, serás tentado con una serie de máquinas, luces y sonidos que no solo te harán más difícil encontrar por dónde se sale, sino que te harán desear seguir jugando.

Asi-es-como-los-casinos-te-manipulan-para-que-apuestes-sin-parar-2.jpgMEDIOIMAGES/PHOTODISC/PHOTODISC/THINKSTOCK

La iluminación del casino no queda al azar: no hay ventanas, sino luces fuertes, coloridas y animaciones que te dan la idea de que las personas alrededor tuyo están ganando. Adentro, nunca sentirás la diferencia entre el día y la noche, ya que el festival nunca para. Obviamente, tampoco hay un solo reloj.

Las alfombras tienen diseños psicodélicos que buscan generar efectos hipnóticos, ello sumado a música especialmente compuesta para provocar un efecto similar, evitando que el consciente te haga dejar de apostar. Incluso hay oxigeno extra en el aire. Ir al baño en un casino significa tener que encontrarlo y eso tampoco es tarea fácil, ya que deliberadamente los ponen en zonas alejadas y tendrás que pasar cerca de cientos de máquinas y mesas de juego que te van a tentar.

Trucos psicológicos para mantenerte apostando en el casino

Asi-es-como-los-casinos-te-manipulan-para-que-apuestes-sin-parar-3.jpgDANCOMANICIU/ISTOCK/THINKSTOCK

Ya sabemos que el casino está diseñado para que el salir fácilmente no sea una opción y el ambiente nos hipnotice, pero existen otros trucos que evitan que te retires del juego cuando deberías. El alcohol corre rápido en los casinos y en la mayoría de ellos te dan un trago de cortesía, además de tener precios que rara vez podrán considerarse altos, por lo que seguirás tomando sin darte cuenta.

Si estás jugando en máquinas, te hacen creer que ganas y ganas sin parar o eso ocurre a la personas que tienes al lado. Las posibilidades de obtener un premio grande son bajas y muchas veces logras una combinación que te premia, pero con menos dinero del que apostaste, lo que te engaña a creer que tienes suerte y ya se viene el gran premio.

Es muy común que las máquinas te enseñen que casi ganaste, estuviste muy cerca, a una sola fila de obtener la combinación ganadora, lo que te hace pensar que está muy cerca de salir. Cuando hablan de cuánto puedes ganar, no usan números fijos, sino que porcentajes que hacen ver los valores más altos de lo que son, jugando así con tu capacidad de reconocer cifras.

Asi-es-como-los-casinos-te-manipulan-para-que-apuestes-sin-parar-4.jpgDANCOMANICIU/ISTOCK/THINKSTOCK

En el caso de las mesas, todo está hecho para que te sientas competitivo y creas que tu estrategia va a funcionar. Lo cierto es que, a menos que cuentes cartas en el blackjack o póquer, no hay control sobre tus chances de ganar. El solo hecho de apostar con fichas y no dinero, afecta tu capacidad de saber que estás gastando, ya que no asocias las fichas con su valor real. Asimismo, aquellas personas que ganan, reciben estímulos para quedarse o volver.

Los casinos tienen identificados a quienes son adictos al juego y tienen la capacidad de gastar grandes sumas. Ellos reciben habitaciones gratis en los hoteles que suelen ser parte del casino, cenas sin costo y hasta regalos interesantes. Los grandes jugadores acceden a salas especiales solo para ellos, lo que les hace sentir «privilegiados», por encima de aquellos que deben convivir en la zona común del casino. Ante ello, apuestan más para demostrar que son merecedores de tal privilegio.

Antes de ir a un establecimiento de apuestas, debes tener una cosa en la cabeza: el casino nunca pierde.

Fuente. http://curiosidades.batanga.com/

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *