Cómo satisfacer tus ganas de dulce

PUBLICIDAD PUBLICIDAD

A todo el mundo le gusta comer dulces pero no es saludable pasarse y la dieta puede verse demasiado incrementada en calorías. En ocasiones puede ser complicado resistirse a los dulces, pero en realidad es una tortura resistirse a los postres o a las meriendas azucaradas, por eso lo ideal es satisfacer los antojos en las dietas en lugar de eliminarlos por completo, pero de una forma saludable.

Puedes engañarte a ti mismo/a para conseguir satisfacer tus necesidades de dulce sin tener que aumentar de peso a final de la semana. Además, podrás estar bien alimentado/a sin tener la necesidad de tener tanta azúcar corriendo por tus venas.
A todo el mundo le gusta comer dulces pero no es saludable pasarse y la dieta puede verse demasiado incrementada en calorías.

Formas de satisfacer tus ganas de dulce

Batidos saludables

Los batidos son una auténtica delicia para cualquier paladar. Tienen una textura cremosa, espumosa y está mezclada con la dulzura que tanto te roba el corazón. Sin duda un batido saludable puede ser una gran opción para satisfacer tus ganas de dulce sin que tu salud o tu dieta se vea gravemente perjudicada.

Te olvidarás que el batido es saludable gracias a su buen sabor. Puedes hacerlo con las frutas que más te gusten y con leche baja en grasa o yogur desnatado. Por ejemplo, el batido de plátano con leche con un poco de vainilla y canela está delicioso y es totalmente saludable y recomendable.

Los aguacates son tus aliados

Los aguacates son alimentos con bastante grasa pero es grasa saludable y además tienen un sabor delicioso. Además, los aguacates puedes utilizarlos como base para un pudin de chocolate… Un postre ideal que te hará disfrutar del dulce sin sentirte demasiado culpable. Puedes utilizar el aguacate también para tus ensaladas o para untar en pan. Te encantará y además lo disfrutarás muchísimo.

Galletas saludables

PUBLICIDAD PUBLICIDAD

Ya sabes que las galletas que venden en cualquier supermercado son bastante perjudiciales y engordan bastante. Pero si haces tú las galletas podrás disfrutar de un buen sabor, de tu momento dulce y además, no te tendrás que preocupar demasiado ni por las calorías ni tampoco por si están afectando demasiado negativamente a tu salud.

Para realizar unas galletas saludables solo tendrás que mezclar una taza de mantequilla de cacahuete natural con media taza de miel orgánica cruda y media taza de aceite de coco. Calienta esto en un cazo hasta que se ablande. Después mezcla con 2 cucharaditas de vainilla, dos cuartos de tazas de avena rápida y seis cucharadas de cacao en polvo. Haz formas de galletas y deja que se enfríen. Te encantarán y saciarás tu sed de dulce.

Los sabores tropicales

Los sabores tropicales pueden ayudarte a engañar a tu mente. Las frutas tropicales como los mangos, las piñas o el coco tienen una capacidad de hacer que tu paladar disfrute del dulce. Te darán unas vacaciones mentales gracias a que también están llenos de vitaminas y nutrientes esenciales y por si fuera poco, tienen un sabor increíble.

Puedes hacerte una ensalada de frutas, tomarlos en yogur o hacer pinchos coloridos para merendar. Son una idea excelente para poder disfrutar de un sabor dulce sin tener que echar a perder tu dieta semanal.

Sandías y melones

Si quieres refrescarte en verano y además saciar tu sed de dulce las sandías y los melones pueden ser tus grandes aliados. Puedes combinar trocitos de sandías con melón para comerlo en taza, puedes hacer batidos con estas frutas, hacer zumo… Pero lo importante es que cuando estés degustando estos sabores dulces por naturaleza, se te olvidará que no son alimentos poco saludables. Disfrutarás de su gran sabor y además, tu dieta estará sin correr peligro.

¿Ya sabes cómo vas a engañar a tu cerebro la próxima vez que tengas la tentación de picar algo dulce entre horas a sabiendas de que no es bueno ni para tu dieta ni para tu salud?

 

Fuente: www.bekiacocina.com

PUBLICIDAD PUBLICIDAD
Loading...